¿Qué es un Romance?
20070601223746-romancero.gif
Para muchas personas, el Romancero español representa una de las manifestaciones más importantes De la cultura hispánica.

La traducción de "romance" en inglés es ballad. Casi todas las naciones conservan sus baladas, como las de Robin Hood en Inglaterra o las más recientes de Davy Crockett en los Estados Unidos. Pero ningún país tiene un romancero tan abundante, tan unido, tan variado y tan bien conservado como España.

Los romances son breves poemas populares que narran un cuento y que se transmiten oralmente en forma de canción sencilla. Una colección de romances se llama un “romancero,” y normalmente se emplea el término "romancero" para referirse a la totalidad de los millares de romances que se conservan en español.

¿De dónde vienen los romances?
Se cree que los primeros romances fueron fragmentos de los largos poemas épicos que cantaban las hazañas de los grandes héroes. En la edad media, principalmente entre 1100 y 1400, como no había imprenta y apenas había gente que supiera leer, existía el oficio de juglar, que era un cantante-poeta que se ganaba la vida viajando de pueblo en pueblo recitando poemas para entretener al público. Al escuchar estos poemas narrativos, la gente aprendía de memoria un trozo favorito.
Normalmente, se escogía un trozo que narraba un momento dramático o conmovedor del poema largo. Luego, esa persona repetía el fragmento ante otras personas que también se o aprendían, y así, por vía oral, se fue transmitiendo y conservando el romancero español.
En esta breve descripción del origen del romancero tenemos ya las características fundamentales de todos los romances.



Primero: el romance es una forma de poesía oral que no tiene autor conocido; es un producto colectivo del pueblo. Al repetirse oralmente, cada persona puede dar una versión diferente, de modo que pueden existir muchas variantes del mismo romance.

Segundo: como el romance se transmite oralmente, contiene muchos recursos poéticos que facilitan aprendérselo de memoria.

Tercero: el romance, al ser en su principio un fragmento tomado de un poema más largo, suele relatar un momento dramático y emocionante. Muchas veces, el romance contiene un diálogo entre dos o más personas.

Cuarto: al transformarse en un poema corto sacado de un poema más largo, el romance pierde algo de su carácter narrativo y cobra mayor fuerza lírica. Por eso, una de las mejores definiciones del romance es que es un poema lírico que cuenta una historia.


Uno de los ciclos de romances más famosos trata las hazañas de Rodrigo Díaz de Vivar, conocido como El Cid. El Cid fue uno de los héroes más importantes en la guerra contra los moros y reconquistó Valencia de ellos en el siglo XI. En estos versos de un romance del ciclo del Cid, un rey moro lamenta la pérdida de Valencia. Al escucharlo, noten su fácil, sencillo y agradable ritmo junto con las muchas repeticiones de la palabra "Valencia:”

Además de entretener al público, el romance también se usaba para informar. Como no había medios de comunicación como periódicos o televisión, los juglares también daban noticias, especialmente sobre las guerras que ocurrían entre moros y cristianos. Sin embargo, a pesar de la función práctica de estos romances noticieros, no dejan de ser sumamente poéticos.

En los siglos XVI y XVII, el romance había alcanzado tanta popularidad entre todos los españoles--tanto en las clases altas como en las bajas--que se coleccionaron y se publicaron en antologías llamadas "romanceros". La publicación de los romanceros ayudó mucho a conservarlos y a diseminarlos. En esta época ocurrió un fenómeno muy curioso; los poetas cultos empezaron a escribir romances. Antes de este momento, sólo la gente común los cultivaba. Así fue que el humilde romance, que había nacido en el pueblo, pasó a la literatura culta y refinada.
El desarrollo del romancero no se limita a España. Los españoles llevaron consigo el romancero a todas las partes del mundo adonde fueron. En Hispanoamérica, como en España, se mantiene vivo el romancero viejo y se siguen componiendo nuevos romances.
En los pueblos de México, por ejemplo, cuando ocurre un incidente importante, es muy común componer un "corrido", que es un tipo de romance, para conmemorar el incidente. Estos corridos mexicanos emplean los ritmos de las canciones mexicanas típicas. Escuchen el siguiente romance cantado por Linda Ronstadt sobre un hombre que lamenta que lo hayan tomado preso:


El esfuerzo de conservar el romancero es valiosísimo porque el romancero es un elemento unificador del mundo hispánico. Se conoce en cualquier parte del mundo donde se habla español y es cantado por todos, tanto los ricos como los pobres. La conservación del romancero es importante también desde el punto de vista de la cultural porque es uno de los mayores monumentos que celebra el espíritu poético del pueblo hispánico, puesto que fue el pueblo el que creó el romancero y el que lo transmitió por vía oral a lo largo de los siglos.


Romancero. (n.d.). Retrieved from http://spanishisfun.org/spalit/romancero.htm


Caracteristicas del Romancero:
http://www.uark.edu/depts/flaninfo/monumentos/romancekp.html


Contexto Historico: http://spanishisfun.org/spalit/contexto_historico.htm